@HABEMUS PAPAM

       EL PAPA EN TWITTER

Ya tenemos Papa en twitter.  El señor Ratzinger, también llamado Benedicto XVI que es, a la vez, monárca de un Estado (El Vaticano) y  jefe espíritual de los católicos (la iglesia católica), por tanto un personaje que no pasa desapercibido puesto que es el guía de más de 1.000 millones de personas en el mundo (más o menos una cuarta parte población mundial), ha abierto, hace poco, una cuenta en twitter, la red social que ha revolucionado la comunicación. ¡Qué moderno! La verdad es que mucho, por no decir revolucionario para un hombre que, por sus ideas, es prácticamente premoderno. Lo cierto es que este señor que no pone sus ideas al día, sí se ha puesto al día con los medios,  pues parece ser que también escribe en el Financial Times.

     A principios de diciembre ya disponía de cuenta abierta con miles y miles de seguidores, cuando él todavía no había hecho ninguna declaración, por tanto se hacía esperar, como toda persona despreocupada y prepotente.  Yo, evidentemente, como no me considero uno de sus fieles seguidores, sino más bien lo contrario,  he empezado a observar su actividad en la red una vez empezada la sesión: él, naturalmente, no me sigue, ya que no sigue absolutamente a nadie salvo a él mismo. Y me pregunto entonces si seguirá a su dios. En todo caso, la ventaja de twitter es poder seguir a este señor sin ser su amigo, sino lo contrario, por tanto la categoría  “seguidor” o “follower”, en inglés, contempla el binomio “amigo-enemigo”, mientras que otras redes sólo entienden de relaciones empáticas, como facebook. No he querido difundir su verdadera dirección twitter para así no hacerle la propaganda que él quiere, es decir, consentir a su  contra-reforma en las redes, porque de eso se trata en este asunto, de utilzar esta herramienta como instrumento de comunicación (política). Este señor es consciente de que muchos de sus seguidores tienen un pie en twitter y otro en un confesionario, de modo que, estén donde estén en el mundo, hay que recordarles lo que está bien y lo que está mal, como hoy por ejemplo cuando dice que <<la auténtica alegría nace de la unión con dios>>, por tanto que si no estás en unión con este “ente metafísco”, eres un  ser miserable y desgraciado.

    Estos días, con motivo de las festividades religiosas caerá una tormenta de tuits/mensajes con explícitas referencias al modelo confesional de familia, contraatacando las muy modernas legislaciones en materia de diversidad familiar. Seguiré informando sobre ello, aunque en realidad no hay ni habrá nada nuevo en su discurso, por tanto, tarde o temprano lo más probable es que deje DE SEGUIR.