RICA NO, FAMOSA SÍ.

imagesCANRIMR3EL CASO TALEGÓN

Beatriz Talegón es una jóven socialista que en poco tiempo, tras plantar cara con cierta superioridad moral a los líderes mundiales socialistas en Portugal, se ha hecho, de pronto,  muy famosa. Pero me pregunto si no es eso,  es decir “dar a conocerse”, lo que ella realmente buscaba con aquél especie de J’accuse a los de su propia familia socialista.

Me preguntaron hace unos días lo que pensaba de todo ello, y la verdad es que no me quise pronunciar de forma precipitada porque quise esperar a ver hasta dónde podía llegar el asunto. Hoy me he decidido pronunciarme, en “Amigo-enemigo”.  Algunas de las cosas que dice son ciertas como la refundación del socialismo, la importancia del cambio y la autocrítica, pero tengo mis dudas respecto a lo demás, ya que estoy convencido que detrás de su grito “internacionalista” de protesta, más propio de la Primera internacional, la de Marx, que la última,  hay un gran afán de protagonismo por su parte. Vayan ustedes al País de hoy, y verán con sus propios ojos el espacio que le han concedido: ya ha tenido el privilegio de ser entrevistada por María Sosa Troya. Y probablemente consiga muchas más oportunidades de figurar.

Beatriz no viaja en primera clase, por principios, cosa que es muy respetable, pero es un asunto absolutamente privado y que  tiene poco que ver con el pensamiento político. En la Internacional socialista no hay dogmas ni reglas de conducta como si de una religión se tratara, porque rige el principio de libertad. Se permite criticar a los líderes socialistas por organizar congresos en “hoteles de cinco estrellas”, pero sí acepta ser entrevistada en el APERITIVO del diario El País, el periódico de los Polanco (de la gauche caviar), y en una sección bastante frívola del diario que tiene fines publicitarios, por lo general promocionar restaurantes gourmet.  También se siente muy satisfecha de que su teléfono, desde aquella aparición donde criticó a  los sociatas y su modus vivendi, no pare de sonar.

Me reservo las conclusiones . En cualquier caso, le felicito, desde este blog, por el éxito conseguido en los medios de comunicación  cinco estrellas”.